¿LA OPO DESCONCERTADA?

¿LA OPO DESCONCERTADA?

El  extraño triunfo de la OPO constituida por diversas fuerzas como la Coalición Cívica, el radicalismo oficial, el PRO, algunos “peronistas”, ex montoneros, vecinalistas, etc., presenta una asonancia muy marcada para prometer tiempos de calma y de construcción política de cara al 2023.

Rogelio Frigerio, amenaza con armar un bloque propio en Diputados y esto genera dentro de la fuerza un disloque porque pondría a Cristian Ritondo en la obligación de recomponer hasta el nombre del bloque, así dejaría de llamarse PRO. Las tensiones son mayúsculas y habrá que ver como se resuelve.

En tanto los radicales, confiados en el liderazgo de Manes, ven como se licúan las esperanzas de renovar “rostros” porque el neurocirujano deja hacer a los de “siempre”.

LILITA EN CONTRA DE RITONDO Y DE NOSIGLIA

En la CC, Lilita Carrió aprovechó su cumpleaños (de la CC) para pegar a todos los presentes, incluidos Macri y Larreta, exigiendo que se acaten sus deseos para el armado de las autoridades en los bloques legislativos. (ver P.R. Lilita Recargada)

Para colmo de males, los antivacunas y “libertarios” de la alianza OPO que tenían en Patricia Bullrich (la exmontonera) una líder  emparentada con Javier Milei y Cía., se desayunaron con el reclamo al gobierno de “vacunar por obligación” La presidenta del PRO quiere usar información confidencial para buscar a los no vacunados y aprobar una ley para que sea obligatoria.

DE LA PATRIA SOCIALISTA AL SALVESE QUIEN PUEDA

Lo curioso, y para mal del pueblo, la unidad del oficialismo también presenta grietas, el FMI y la deuda externa son factores de discrepancias tan profundas que resultan indisimulables. En un final que está abierto se acerca la fecha de tener que pagar casi 5 mil millones de dólares y nadie puede decir de donde lo van a sacar.

Desentendiéndose de estos temas, la clase media (mucha de la cual no voto el 14N) se enoja con las medidas del Banco Central que prohíbe financiar con las tarjetas de crédito los viajes al exterior, sin importarle que la carne y los alimentos siguen aumentando y el casi 50% de pobres e indigentes carecen de los más elementales recursos para sobrevivir.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *